De invitado a protagonista

¿Qué tienen en común  Glenn Close, Dana Delany, James Spader y Mark Harmon? Pues que un papel de invitado en una serie caló tanto que les proporcionó su propia ficción televisiva. Y no son los únicos.

A lo largo de la historia del cine y la televisión se ha visto como un papel pequeño ha servido para grandes cosas. Judi Dench obtuvo el Oscar por Shakespeare in Love apareciendo solo ocho minutos en pantalla. De ahí la expresión “no hay papeles pequeños”. En el caso de los actores que nos ocupan esas interpretaciones de personajes secundarios hicieron que los actores se convirtieran en protagonistas de alguna serie. Esto son solo algunos ejemplos de los que me he dado cuenta pero hay muchos más.

El caso más conocido es el de Mark Harmon, quién salió en los últimos episodios de la tercera temporada de El Ala Oeste dando vida al agente especial del servicio secreta Simon Donovan. Donovan tenía un corto romance con C.J Cregg. Su intervención duró cuatro episodios, su personaje fue inolvidable y uno de los más queridos. Gracias a esta  interpretación Donald P. Bellisario se fijó en Mark Harmon para el papel de Leroy Jethro Gibbs, ya que los dos personajes eran muy parecidos. Y desde entonces el actor lleva nueve años (y los que parece que aún le quedan) al frente de Navy: Investigación Criminal (NCIS).

Glenn Close también probó en El Ala Oeste interpretando un pequeño pero importante papel en el episodio de la quinta temporada “Las Supremes” (5.17). Close hacía de juez liberal candidata para el Tribunal Supremo. Ese episodio le brindó la oportunidad de trabajar durante una temporada en The Shield. Tras esas magníficas interpretaciones a algún genio se le ocurrió crear a Patty Hewes, personaje hecho a la medida de la actriz y absoluto protagonista de Damages (Daños y Prejuicios) serie para lucimiento de Glenn Close.

Matthew Perry no solo cambió de registro en su paso por El Ala Oeste (no hay como salir en una serie de calidad para que te ofrezcan trabajo) si no que obtuvo el reconocimiento de la crítica y el público, fue nominado al Emmy y se hizo buen amigo de Bradley Whitford y Aaron Sorkin. Matthew Perry aparecía en el episodio “Pruebas de realidades que no se ven” (4.20) haciendo de Joe Quincy, un abogado republicano al que le entrevistan para un puesto de trabajo en la Casa Blanca. Bradley Whitford y él compartían todas las escenas y tuvieron tanta química que Aaron Sorkin decidió que para su próximo proyecto contaría con ambos. Y así lo hizo en Studio 60.

Dana Delany triunfó como Katherine Mayfair en Mujeres Desesperadas pero fue su paso por Castle, en el doble episodio de la segunda temporada “Tick Tick Tick” y “Boom” (2.17 y 2.18) haciendo de audaz agente del FBI la que le proporcionó el papel de Megan Hunt en El Cuerpo del Delito (Body of Proof). Serie en la que lleva dos años y que, como suele suceder con grandes actores, gira en torno suyo.

Poca gente conocía a Matt Bomer antes de Ladrón de Guante Blanco (White Collar) serie que le ha hecho famoso. Fue su paso por Chuck en la que daba vida a Bryce Larkin, ese espía que le manda el Intersect a Chuck y ex pareja de Sarah Walker la que le sirvió de trampolín para interpretar a Neal Caffrey y convertirse en uno de los actores de moda.

Antes de ser la matriarca de una familia que baña sus penas (y alegrías) en alcohol, Sally Field interpretó a la madre con trastorno bipolar de Abby Lockhart en Urgencias (ER). Este papel devolvió a la actriz a la pequeña pantalla. Field le cogió el gusto y Gregg Berlanti no quedó contento hasta que la actriz dio vida a Nora Walker en Cinco Hermanos (Brothers & Sisters).

Cuando Alan Shore entró en el despacho de Bobby Donnell  nadie pensó que iba a tener tanto éxito como tuvo. Ese abogado travieso, cínico, divertido e increíblemente convincente llegó a los corazones de los seguidores de El Abogado para un arco de episodios y se quedó, tal vez porque era algo distinto a lo que habíamos visto en la serie. Gustó tanto que David E. Kelley hizo un spin off con el abogado como protagonista, al que le unió otro gran y excéntrico letrado en Boston Legal. Así, James Spader pasó de estrella invitada a tener su propia serie compartiendo cartel con William Shatner y Candice Bergen.

Después de dar vida a Carol Hathaway en Urgencias (ER) Julianna Margulies dejó la televisión aparcada durante un tiempo. Volvió como invitada en varios episodios en una serie también de médicos pero de registro diferente y haciendo de abogada implacable. Su paso por Scrubs hizo que Robert y Michelle King la eligieran para interpretar a Alicia Florrick en The Good Wife. Papel por el que no para de recibir premios y nominaciones, la última a los Globos de Oro.

La aparición de Chevy Chase en Chuck dando vida a una especie de malvado Steve Jobs fue bastante sorprendente, intervino en un par de episodios de Padre de Familia, pero fue la comedia de espías la que le recuperó para el final de la segunda temporada. Meses más tarde le veríamos como Pierce Hawthorne en Community.

Kathy Bates salió en The Office haciendo de mujer sureña poderosa para ponerle las cosas difíciles a Michael Scott, interpretando a Jo Bennett, la nueva dueña de Dunder Mifflin. Fue tan divertido verla que para su nueva serie de abogados David E. Kelley (quién si no) la escogió para el papel protagonista. De este modo podemos deleitarnos cada semana con la interpretación de Kathy Bates en Harry’s Law.

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s