Spartacus

Cuando los problemas de salud de Andy Whitfield le obligaron a abandonar Spartacus, los productores de la serie tuvieron la brillante idea de congelar la historia del bravo gladiador a la espera de la recuperación de su protagonista y plantear una segunda temporada a modo de precuela, en la que se nos contaban los orígenes de la casa de Batiatus. Acertaron, pues resultó ser una de las tandas de episodios que mejor sabor de boca nos dejaron. Tras la trágica muerte de Whitfield, la serie lo sustituyó fichando a Ian McIntyre con el que se cerró la historia dos años después tal y como estaba previsto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s